Lunes 29 de Noviembre de 2021

ACTUALIDAD

15 de noviembre de 2021

#MinutoSaludable: hablemos de anemia

La Anemia es la insuficiencia de los glóbulos rojos por la falta de hierro en el organismo. Por esto, los glóbulos no transportan la cantidad de oxígeno suficiente a todos los tejidos del cuerpo. Los síntomas más comunes son fatiga, mareos, malestar, debilidad, palidez, caída del cabello, uñas quebradizas. Al principio se suele manifestar con una resistencia  y fatiga al ejercicio y tareas cotidianas de fuerza que antes la persona lo realizaba sin presentar cansancio. La Licenciada Maura Kulinka Explica como aportar desde la alimentación Saludable

La anemia más común se debe a la falta de hierro en la alimentación, pero también puede ser por déficit de B12 y Folatos. 

Los alimentos fuentes de hierro esta divididos en 2 grupos. El hierro hemínico (Hem), se encuentra en productos de origen animal como hígado, riñón, carne roja, pollo y pescados, siendo el que presenta mayor porcentaje de absorción. Por otro lado tenemos el hierro no hemínico que se absorbe en menor porcentaje y lo encontramos en alimentos de origen vegetal: lentejas, soja, garbanzo, quinoa, sésamo, almendras, pistachos, pasas de uvas, semillas de girasol, verduras de hojas verdes como espinaca, acelga, kale, brócoli y huevo. 
Equilibrando nuestra alimentación, vamos a consumir la cantidad de este mineral que necesitamos, pero ante casos donde debemos maximizar su absorción, tenemos estrategias para esto. 
¿Cómo lo logramos?
Consumiendo las 2 fuentes de hierro, es decir, si consumimos alimentos de origen vegetal, por ejemplo una tortilla de espinaca, con 1 bife de carne, el hierro hem, ayuda a aumentar la absorción del hierro no hemínico. 
Otra estrategia es sumar una fuente de vitamina C, que ayuda en la absorción del hierro, usando alimentos en el mismo plato, condimentando con limón las ensaladas, tomando jugo de naranja o consumiendo como postre alguna fruta fuente de esta vitamina luego del almuerzo y la cena. 
Asi como tenemos alimentos que nos ayudan a la absorción del hierro, también debemos tener cuidado de otros que nos inhiben su absorción: 
•El calcio es uno de ellos, porque compite junto con el hierro para absorberse, entonces lo ideal es alejar el consumo de alimentos ricos en estos minerales.
•Los fitatos, presente en cereales y legumbres, también interviene pero por el remojo y cocción se reduce su efecto. 
•Los oxalatos presentes en verduras, impide la absorción correcta del hierro, pero al igual que los fitatos, al ser cocinados estos alimentos disminuye su inhibición.
•Los taninos y cafeína presente en el té y café, siendo una estrategia consumirlos alejado de las comidas principales. 

Teniendo estos cuidados sumado a una dieta equilibrada y variada, estaremos cuidando la salud de nuestro cuerpo.

COMPARTIR:

Comentarios