El infortunado episodio se dio este mediodía, en la esquina de Irigoyen y Tacuarita, donde se estaba concretando un desorden. Al arribar el móvil policial procede a detener a dos personas, y cuando se disponían a trasladarlos un grupo superior a las 15 personas, comenzaron a arrojar ladrillos contra el patrullero. Ante esta situación se pidió refuerzos y se efectuaron disparos con posta de goma para lograr persuadir a los manifestantes.

Cerca de las 12:20, Personal División 911 a bordo del patrullero se constituyen a la esquina de Irigoyen y Tacuarita en virtud que se habría producido un desorden de gran magnitud en la vía pública, procediendo conducción de ciudadanos G. R. 21 años y G. S. de 25 años.

Al arribar el personal policial se encuentra con que había un grupo de 15 a 20 personas, que al ordenarles depongan su actitud hicieron caso omiso. De igual manera logran reducir a los ciudadanos mencionados, quienes opusieron resistencia, y el resto de las personas comenzaron arrojar ladrillos, dañando móvil policial en varias partes, por lo que se solicitó colaboración para superar en número a los revoltosos, debiendo efectuar disparos al aire con escopeta en forma dispersiva para que se alejaran del lugar.

 

Una vez ya en calma, las dos personas detenidas fueron trasladadas al hospital local, donde determinaron que ambos presentaban excoriaciones varias. El fiscal en turno ordeno su aprehensión en carácter de comunicado en la causa: “SUPUESTA RESISTENCIA Y ATENTADO A LA AUTORIDAD, DAÑOS A LA PROPIEDAD DEL ESTADO”.

 

Compartir

Comentarios