VILLA ÁNGELA – Otra vez el Jardín de Infantes 217 Carlos Gruneinsen, fue víctima del ataque de vándalos quienes en la jornada este domingo ingresaron al establecimiento educativo y forzaron la puerta de ingreso y realizaron destrozos. Aparentemente no se llevaron nada.

Los directivos de la institución, este domingo fueron alertados por los vecinos que en la institución educativa nuevamente habían ingresado. Al haberse presente, se constató que había violentado una puerta, ingresaron al interior del establecimiento, y también en las afueras forzaron puertas y demás.

Cabe recordar que no hace mucho tiempo, también fueron víctima de un robo, e incluso hasta se llevaron unas plantas que habían plantado los niños del jardín. A eso hay que sumarle que, en la última tormenta fuerte, se voló parte del techo, ingreso el agua al establecimiento educativo, y una de las paredes tomo corriente.

Compartir

Comentarios