22 de mayo de 2017

EL PODER LEGISLATIVO Y EL CONCEJO DE RESISTENCIA TRABAJARÁN EN CONJUNTO CONTRA LA VIOLENCIA LABORAL

La coordinadora de la Oficina de Prevención, Tratamiento y Sanción de la Violencia Laboral “Beatriz Vásquez”, María Pía Chiachio Cavana, recibió al presidente del Concejo de Resistencia, Gustavo Martínez, en el marco de un convenio de asistencia y cooperación mutuapara tratar los casos en el ámbito municipal.

Tras el encuentro, la coordinadora María Pía Chiachio Cavana destacó la decisión política de la presidenta del Poder Legislativo, Elida Cuesta,  de contar con una institución que proteja los derechos de los trabajadores. “Coincidimos y tenemos un criterio uniforme con el Concejo de Resistencia, en poder ir desmitificando situaciones de violencia laboral que muchas veces dentro de la administración pública están naturalizadas”, remarcó.

 

Así mismo, explicó además, que muchas veces las víctimas no pueden siquiera reconocer las situaciones de violencia por la que están atravesando. “Es por eso que tenemos un criterio de trabajo común de fortalecer las relaciones, los equipos de trabajo y lograr una mejor organización para que los trabajadores no solamente puedan generar un mejor servicio a la ciudadanía sino también una satisfacción personal y crecimiento profesional”, reconoció.

 

En cuanto al papel que desempeña la Justicia, manifestó que en lo que respecta al ámbito de la violencia laboral “encontramos como fundamental la habilitación de esta vía administrativa previa, la creación de un equipo interdisciplinario específico que se avoque a esta situación, debido a que la justicia funciona a través de acción de amparo y de medidas cautelares”. En conclusión, expresó que a partir de los dictamines interdisciplinarios entre el Poder Legislativo, la Presidencia del Concejo y el Departamento Ejecutivo Municipal va a contribuir enormemente a una mejor investigación dentro de lo que es la Justicia.

 

Datos impactantes

 

Por su parte, Gustavo Martínez resaltó el trabajo que viene desarrollando la Oficina Contra la Violencia Institucional y  consideró que es una temática que tiene mucha repercusión social. “Uno de los desafíos es ir fijando un camino que permita  quelas estructuras institucionales y laborales del Estado  vayan  erradicando definitivamente esta situación”, aseveró.

 

El concejal aseguró que ya son 46 las denuncias efectuadas en un corto tiempo de funcionamiento de la oficina y que un 90 por ciento son de género. “Representa una realidad en el Chaco. En términos generales se observan agresiones y abusos verbales y gestuales, terminando en un maltrato psicológico social”, remarcó. 

 

Martínez sostiene que es muy importante el compromiso desde todos los sectores y de las estructuras públicas, fundamentalmente. “Los trabajadores en su conjunto deben ser fuertes y deben tener la visión de luchar por un puesto de trabajo digno, de poder seguir avanzando en los reclamos, para tener sanciones ejemplificadoras que permitan que las personas continúen con las denuncias”, expresó.

COMPARTIR:

Comentarios