28 de mayo de 2018

CASO MAIRA BENÍTEZ: PERROS RASTREAN EL CAMPO DONDE TRABAJABA RODRIGO SILVA

Los perros de la Dirección Nacional de Cinotecnia del Ministerio de Seguridad de la Nación ya rastrillan el lote 11, donde trabajaba Rodrigo Silva, el principal imputado por la desaparición de Maira Benítez. Allí canes entrenados y sus guías buscan rastros de la joven de 18 años que de acuerdo a lo acreditado en la causa que investigan las fiscales de Villa Ángela, Gisela Oñuk y Silvana Rinaldis, la mujer estuvo retenida por Silva, su padre Catalino Silva y Gabriel Cáceres, los tres con prisión preventiva.

Las tareas de búsqueda de restos óseos y olores de la víctima por parte de los canes en la casa del campo del exjuez Eduardo Costas se llevan adelante desde las 14 aproximadamente.

 

Las tareas de rastrillaje de Maira Benítez se lleva a cabo con perros de la Dirección Nacional de Cinotecnia del Ministerio de Seguridad de la Nación.

Los perros están entrenados para ser funcionales a las fuerzas de seguridad Policía Federal, Policía de Seguridad Aeroportuaria, Gendarmería Nacional y Prefectura Naval. Con este procedimiento se da un vuelco logrado por la querella a cargo del abogado Pablo Vianello quien dijo a NORTE que el caso “es un crimen y para llevar a los detenidos y cómplices en libertad a juicio por ese cargo no es necesario tener un cuerpo para inculparlos, aquí en Argentina tenemos jurisprudencias acerca de juicios con sentencias en ese sentido”.

 

Por otra parte Vianello adelantó a este medio una vez finalizados los rastrillajes más allá de los resultados solicitará al Ministerio Público el cambio de carátula por femicidio.

 

Cabe recordar que anteriormente las Justicia provincial se declaró incompetente por entender que lo de Benítez respondía a tráfico de personas con fines de explotación sexual, pero finalmente la Justicia federal no asumió las pesquisas sugiriendo un total de once pistas a tener en cuenta para lograr llegar a un posible esclarecimiento: entre ellas requisas el lote 11 y una ladrillera. Finalmente la jueza de Garantías de Villa Ángela, Yolanda Alvarenga de Gómez Samela resolvió que su fuero se haga cargo de las sucesivas medidas probatorias.

 

Los canes que arribaron a Villa Ángela, están adiestrados de acuerdo a los estándares nacionales e internacionales para apoyo de las fuerzas policiales y de seguridad federal, constituyen una herramienta de gran importancia al servicio de seguridad pública y prevención del delito. Por ello la Secretaría de Seguridad estableció un plan estratégico para la cría, adquisición, adiestramiento y renovación de dotación de estos animales.

 

Con la creación de la Dirección Nacional de Cinotecnia se incorporaron 70 perros adiestrados a las fuerzas de seguridad para reforzar la prevención, la lucha antinarcóticos, la búsqueda de explosivos y el rescate de personas.

COMPARTIR:

Comentarios