La Fiscalía Federal analiza la imputación por desobediencia judicial también de otros efectivos policiales y funcionarios judiciales. La medida se debe al incumplimiento de una orden judicial de traslado de una jueza federal.

De acuerdo a datos obtenidos por La Voz del Chaco, desde horas tempranas de este jueves la Fiscalía trabaja sobre la imputación de Ariel Acuña y otros funcionarios policiales y judiciales por “desobediencia judicial”, ya que se habrían opuesto a la orden de traslado emitida por la jueza Federal de Resistencia, Zunilda Niremperger, que debía cumplimentarse entre la tarde noche del miércoles.

El inminente traslado de Horacio Rey se dio después que una comisario advirtiera en un escrito a Niremperger que “la Comisaría Undécima no estaba preparada para seguir alojando al ex Secretario General de la Gobernación”, quien permanece en esa dependencia desde el mes de marzo.

La comisario manifestó la preocupación porque mantener presos por más de seis meses en ese tipo de dependencias, obliga al personal a descuidar sus trabajos de prevención del delito. Además de no contar con herramientas médicas para atender casos de emergencias.

El incidente de anoche, cuando una comisión de Gendarmería se presentó en la Comisaría Undécima para cumplir con la orden de traslado de Rey a la U7 y fue negado por orden de la jefatura de Policía, dejó al descubierto la intención de ciertos sectores de “mantener a Rey en una Comisaría común”.

Trascendió además que desde el Gobierno provincial habría existido un llamado directo a la ministra de Seguridad de la Nación, Patricia Bulrrich, para pedirle que interfiera en el conflicto entre la justicia provincial y federal, pero no habría encontrado respuesta de la funcionaria nacional ya que no es su competencia.

Compartir

Comentarios